Tecnología espiritual – Parte I

Se dice que los extremos son los punto más lejanos de una mis cuerda. En otras palabras, blanco y negro; amor y temor, no son más que opuestos complementarios en la “cuerda” de la vida.

Hoy, hemos decidido, en parte, que la tecnología y la espiritualidad son opuestas y nos encontramos en el clímax de dicha aseveración.

Las redes sociales “destruyendo” la fibra más elemental de nuestra sociedad. Interviniendo la intimidad de una generación que con gusto y sin precaución, se ha dejado llevar por la inmediatez y el deseo de ser admirados.

Sin embargo, esta generación, de la cual me siento totalmente parte, cree que dicha admiración viene a ser parte de la esencial existencia. Es decir, el mero hecho de haber –si quiera- nacido, impone un mandato de admiración (confundida con fascinación).

Nuestra tolerancia a la frustración, por consiguiente, no es más que una expectativa de los “adultos”; un vacío que nos aísla de la verdadera posibilidad de convertirnos en sujetos dignos de la admiración de nuestros pares.

En dicho afán de fascinación, perdemos la capacidad de enamorarnos, alimentar positivas relaciones de amistad y, en dicha lógica, nos quedamos solos. Con una exacerbada virtualidad que, sin previo aviso, puede convertirse más bien en una necesidad y no tanto un placer.

El vicio y la decadencia, manifestaciones de la desidia y el descuido post adolescencia, se adelantan en su cronología. Convirtiéndonos, a los treinta y tantos, en reliquias sin compromiso; absurdos seres sin pasión ni mesura. Una constante contradicción, en tanto parecemos y no somos.

Los procesos de deconstrucción personales y sociales ya no logran diferenciarse, estableciendo límites imaginarios entre lo que está afuera y aquello que está adentro. Somos, en parte, lo que otros quieren y un reflejo póstumo de las expectativas de nuestros padres.

El extremo complementario de la crisis existencial, a mi juicio, sería la paz interior. No obstante, me parece tan complejo definirla. Si bien, creo que no existe tal dimensión –considerada y ansiada por algunos como estática- conceptual llamada felicidad. Estoy seguro que al interior debiese quedar un espacio, literal, que favorezca el nacimiento de un modelo personal e indiscutible de lo que para uno implica dicha paz.

Es así, que la crisis existencial en la que nos hemos visto envueltos, no es más que una consecuencia de la falta de límites. Siendo incapaces de optar por una autopercepción egoíca necesaria para la definición de un personal alguien.

Debilitados por la ausencia de frustraciones en lo relativo al tiempo y a la espera, creemos que la satisfacción del impulso está por sobre la estructuración de una fuente interna de reconocimiento.

Hemos sido espejos de una generación dañada por la dictadura y limitada por fuerzas externas que pusieron en duda la frágil vida. Todo basado en aquella fuente interna de reconocimiento.

Se castigaron los pensamientos, las ideas y las definiciones que fuesen distintas a la del “padre”. Con madres ausentes, emocionalmente, por la insistencia y violencia de este ideal masculino que remeció y continua remeciendo, la rutina y el quehacer de la sociedad.

Es cierto que hemos avanzado en materia de libertades, pero no somos capaces hoy de restablecer los límites o definir nuevos.

Tanto así, que el exceso se manifiesta hoy en enfermedades como la obesidad y el cáncer; y también, en el calentamiento “exagerado” de nuestro planeta. Todo por falta de límites.

El problema de la confianza y la aparición de las fake news y la posverdad, también se relacionan a la “consideración de infinitud” que se presenta en la era digital.

Internet no tiene límites; el dinero, tampoco. Y es en esta lógica que se asume que ciertos recursos, como los alimentos, el agua, los minerales, solo por mencionar algunos, operan en la misma lógica, confundiendo abundancia con exceso.

Fuentes de la FAO y otras organizaciones internacionales establecen que cerca de un tercio de los alimentos que se generan al año se convierten en basura. No obstante, un porcentaje altísimo de la población no tiene que comer o come hasta convertirse en una bola de grasa.

¿Dónde se dibuja la línea, si es que nadie nos ha enseñado a definir límites alejados del miedo?

Las religiones y otras formas de culto y dogma, ha sido las precursoras en establecer los miedos de los que somos “víctimas”. Consiguiendo, en el corto plazo, cerca de dos mil años, que nos comportemos de una manera adecuada en relación al otro y nosotros mismos.

Bajo amenazas, hemos crecido creyendo que la única manera de autodefinirnos es utilizando un “monstruo” externo que adquiera las dimensiones de un padre poniendo orden y satisfaciendo su necesidad de control.

Entonces, hemos aprendido del control creyendo que es libertad y del miedo, confundiéndolo, con amor.

Hemos recibido una educación de extremos complementarios, vistos desde un lugar de subyugación estancados en una lógica inmadura, llevando el proceso de maduración y adultez hacia una inevitable transformación: el padre castigador, hoy (desde los 60s) conocido como el patriarcado.

Escapar es posible, pero requiere de tolerancia a la frustración, amor y coraje. Y como dije anteriormente, nada de lo anterior nos pudo ser enseñado.

¿Qué podemos hacer para salir de ésta extendida y lamentable situación?

Los límites del crecimiento y el potencial colapso mundial

Desde 1972, y gracias al estudio (The Limits of Growth) solicitado -al MIT- por el Club de Roma, sabemos que el colapso económico, ambiental y, por consiguiente, social era cosa de tiempo.

El estudio materializado por una pareja de científicos -Donella and Dennis Meadows- incluía la generación de un modelo computacional (World3).  Haciendo un seguimiento de la industrialización, la población, los alimentos, el uso de los recursos y la contaminación¹.

Modelaron datos hasta 1970, para luego desarrollar una serie de escenarios hasta el 2100 que dependían, principalmente, de la seriedad de las medidas tomadas en temas ambientales y de recursos².

Si eso no sucedía, el modelo predecía “sobrepasar y colapsar” tanto en la economía, como el medio ambiente y la población, antes de 2070. Esto se denominó el escenario “como de costumbre”³.

El aviso de The Guardian en 2014

Durante el año 2014 en el The Guardian, se publicó un artículo -en el cual se basa el presente- que confirmaba todo lo dicho en por el la pareja, mediante la publicación de un nuevo paper por la Universidad de Melbourne.

En resumen, lo que decía este último es que las predicciones y los escenarios “de costumbre”, propuestos en el estudio The Limits of Growth de 1972, se están cumpliendo en gran medida.

Escenario "como de costumbre"
Figure 1. LTG BAU (Standard Run) scenario (dotted lines) compared with historical data from 1970 to 2010 (solid lines)—for demographic variables: population, crude birth rate, crude death rate; for economic output variables: industrial output per capita, food per capita, services per capita (uppercurve: electricity p.c.; lower curves: literacy rates for adults, and youths [lowest data curve]); for environmental variables: global persistent pollution,fraction of non-renewable resources remaining (upper curve uses an upper limit of 150,000 EJ for ultimate energy resources; lower curve uses a lower limit of 60,000 EJ [Turner 2008]).
Tal y como informaba The Guardian -hace sólo cuatro años atrás-, “la investigación de la Universidad de Melbourne no ha encontrado pruebas de colapso a partir de 2010 (aunque el crecimiento ya se ha estancado en algunas áreas)”.  Pero en Limits to Growth, esos efectos sólo comienzan a mostrarse entre 2015 y 2030″.

¿El declive ya comenzó?

“Las primeras etapas de declive ya pueden haber comenzado. La crisis financiera mundial de 2007-2008 y el malestar económico en curso pueden ser un presagio de las consecuencias de las limitaciones en los recursos. La búsqueda de riqueza material contribuyó a niveles insostenibles de deuda, con precios de los alimentos y el petróleo repentinamente más altos que contribuyeron a los incumplimientos”.

¡Hemos considerado que nuestro planeta tiene recursos infinitos! Sin ir más lejos, he escuchado “expertos” en minería y otras disciplinas que insisten en que el problema no es la finitud de los recursos, sino más bien, el descontrolado crecimiento de los costos de extracción.

Entonces, si desde esa fecha que tenemos conocimiento de lo anterior y, además, fue ratificado durante el 2014; ¿por qué aún nuestros líderes mundiales no han actuado acorde la gravedad?

¿Qué tiene que pasar para que tomemos consciencia?

Si bien no soy experto, ni tampoco tengo la respuesta precisa, considero que parte de este cambio de consciencia ya está ocurriendo.

Vemos como los movimientos sociales alrededor del globo manifiestan sus demandas y buscan su reivindicación, mostrándonos lo que no vemos y habilitándonos e invitándonos, sin excusas, a tomar responsabilidad.

Sin embargo, quizás más importante que tomar consciencia, e intentando no sonar sensacionalista, me preguntó; ¿estaremos aún a tiempo?


¹²³ extractos y traducción del articulo Limits to Growth was right. New research shows we’re nearing collapse en el The Guardian, 2014.

La confianza en uno mismo

Durante un largo tiempo, he estado buscando afuera; en el budismo, el coaching, la medicina china, etc., alguna forma de sanación más permanente, que me permita acercarme a una sensación de paz.

Sin embargo, en general retorno a mi antigua coherencia y vuelvo a sentir que rápidamente pierdo aquello que “gané”.
Me imagino que esto es una sensación muy común en el ser humano.

¿Qué podemos hacer para que esta sensación de paz, se vuelva más estable y podamos estar sanamente con nosotros mismos?

Para responder a esta pregunta, quisiera primero definir a la confianza desde la perspectiva ontológica; juicio que hacemos sobre los otros, pero también sobre nosotros mismos en los dominios de la:

  • Confiabilidad: credibilidad.
  • Competencia: habilidad.
  • Sinceridad: coherencia entre lo comprometido y lo realizado.
  • Involucramiento: presencia.

Entonces, la confianza al ser un juicio este puede ser fundado o infundado, dependiendo de las “pruebas” o fundamentos que manejemos para que este sea válido o no.

Si se fijan, la confianza es un fenómeno que depende de la historia y de nuestra experiencia en el mundo, al igual que muchos otros juicios que tenemos en nuestros repertorio.

Por consiguiente, la pregunta que cabe de cajón en este minuto es:¿cómo está construido el juicio de confianza que tengo sobre mi mismo? *

Volviendo a la pregunta inicial, una de las tantas formas en que podemos establecer una relación más sana con el entorno y con nosotros mismos,es observar nuestro juicio sobre la confianza.
Muchos autores han mencionado el simple hecho de que sin la confianza nuestro sistema no funcionaria; aplicado esto a la persona, sin un juicio de confianza bien fundado sobre nosotros mismos, nuestro propio sistema no funciona.

Ahora que estoy terminando de escribir este post me pregunto: ¿confío en mi mismo? Y, ¿tú?

*PS. Con el objetivo de hacer de este post algo más práctico, me gustaría dejarlos con un simple set de preguntas que les pueden ayudar a establecer como está construido su juicio de la confianza:

  1. ¿Considero que he “cumplido” lo suficiente, en relación a los compromisos que he adquirido conmigo mismo?
  2. ¿Siento que tengo la habilidad y que soy sincero al momento de generar dichos compromisos?
  3. Cuando adquiero un compromiso, ¿me involucro de la manera en la que me gustaría hacerlo?

The ultimate guide to not falling for “the ultimate guide”

If you are reading this just stop. There’s no ultimate guide to nothing. Instead, learn to listen to your inner self and follow no ones advice.

I’m sick and tired of those new internet gurus that think they can tell you what to do, what to feel or think, because it worked for them, by calling it “the ultimate guide to…”

I encourage everyone to stop believing in an ultimate guide. No life path is remotely near to being the “ultimate nothing”.

What a real master does is just one thing; follow and support the apprentice own journey into their inner truth.

So, if you are reading this just stop. There’s no ultimate guide to nothing. Instead, learn to listen to your inner self and follow no ones advice. Even this one.

Ps. Have the courage to overcome the mind tricks and follow your heart. Just trust.

Thank you very much for reading this. If it makes sense or not, please comment and recommend.

If you want to connect in a more personal way, write me here.

The Gather Company Framework

Todo lo que he leído, aprendido y escuchado sobre emprendimiento, negocios y equipos ordenado en cuatro puntos.

Este escrito nació de mi necesidad de aglutinar todo el conocimiento que he logrado acumular en casi 10 años de estudio y mostrar cómo puedo apoyar y acompañar a los distintos emprendedores mediante la aplicación de este contenido.

1. Diagnóstico, Intereses y Drivers

Diagrama creado por Tomás Gauthier, Gco Framework.

Para llevar a cabo cualquier proceso de transformación, es necesario establecer un punto de partida. Además de lo anterior, identificar los intereses y motivadores que subyacen.

The Gather Company Framework, utiliza el modelo de la Ontología del Lenguaje para establecer el observador actual que están siendo cada uno de los integrantes del equipo. Esto nos llevará a definir estados de ánimo, disposiciones al movimiento, juicios maestros, entre otros y determinar cómo afectan en el diario vivir en la organización.

A su vez, lo anterior nos permitirá establecer el contexto en el cual se desenvuelve el equipo, las potencialidades y oportunidades de mejora que se presentan.

Les dejo éste link con una publicación en inglés, donde podrán encontrar algunas claves para definir su propósito.

2. Transformación Individual y de Equipo

Diagrama creado por Tomás Gauthier, Gco Framework.

La transformación ocurre de inmediato. Al momento de integrarnos como grupo y establecer relaciones, se generan cambios muy poderosos.

A partir de lo anterior, es que en esta etapa compararemos el baseline con lo obtenido en el proceso. Afinaremos detalles y comprenderemos que la transformación, en tanto incorporamos al SER al contexto organizacional, era inevitable.

Mediremos el impacto, definiremos los pasos a seguir y estableceremos las medidas de corrección y control, basados en el diseño de acciones.

Este proceso será continuo. Amplificaremos el impacto y llevaremos lo aprendido al resto de nuestros colaboradores.

Seremos el cambio.

3. Diseño de Acciones y Actividades

  Diagrama creado por Tomás Gauthier, Gco Framework.

En la etapa de diseño de acciones, definiremos el marco para la creación de las nuevas acciones y actividades disponibles, a partir, de la incorporación de quiénes son los integrantes de los equipos.

Este es un paso importantísimo en la estructuración de un “nuevo” equipo de trabajo. Al ser un sistema, cada uno de los integrantes es parte fundamental -con sus habilidades y deficiencias-.

Las acciones y actividades, serán el vehículo para materializar, manifestar y experimentar con las nuevas posibilidades, para finalmente medir y controlar las mejoras logradas en la gestión.

4. Modelo de Desarrollo de Negocios

 Metodología Lean Startup, Eric Ries. Diagrama creado por Tomás Gauthier, Gco Framework.

En la etapa de salida al mercado y desarrollo de negocios, es necesario, luego de todo el proceso de descubrimiento del ser, desarrollo individual y diseño de actividades, descubrir y validar a nuestros clientes. Lo anterior con el objetivo de establecer los parámetros básicos de relacionamiento.

Este proceso es vital para la sostenibilidad de cualquier proyecto como negocio.

Utilizando el modelo LEAN para Startups, entendemos que Construir, Medir y Aprender de las experiencias con los clientes es esencial para generar vínculos y finalmente, Gather Company o convocar compañía.

Finalmente, si unimos todas las partes, obtenemos un modelo que nos da luces respecto a los elementos centrales en cuanto a la realización de un nuevo emprendimiento.

Es a través de lo anterior que, The Gather Company Framework puede ayudarte a utilizar tu propio potencial y así mejorar tu desempeño y el de tu equipo.

¡Importante! No hay referencias explícitas a ciertos autores y/o modelos, salvo LEAN Startup de Eric Ries. Cabe destacar que la Ontología del Lenguaje se utiliza en torno al Coaching Ontológico y el concepto de Design Thinking lo utilizo para reflejar pensamiento fuera de lo común al momento de realizar actividades de creación, definición y planificación.

No me atribuyo la creación de ninguno de estos modelos; esto es solo un nuevo ordenamiento.

This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 4.0 International License.